El oro de Roger Sterling

Hoy es viernes, así que lo que sigue es un “post light” para comentar un libro que me regaló Carlos Jiménez en diciembre y que, la verdad, está genial. Se trata de Sterling’s Gold, Wit & Wisdon of an Ad Man, “escrito” por Roger Sterling, uno de los personajes principales de la exitosa serie Mad Men producidad por AMC.

Sterling GoldEncuentro en este pequeño libro, que utilizando la definición que Cortázar usara para uno de los suyos podríamos llamar “libro almanaque”,  varias cosas interesantes.

La principal, sin duda, es que es una obra escrita por un autor ficticio, a lo Fernando PessoaJorge Luis Borges, lo que de entrada lo hace singular e inteligente. Se trata de una brillante forma de mercadear la serie, explotando de forma innovadora uno de los atributos que hacen de Mad Men la serie popular que es: lo bien escrita que está. En la chaqueta del libro puede leerse una breve biografía con cosas como esta:

Advertising pioneer and visionary, Roger Sterling Jr., served with distinction in the Navy during World War II, and joined Sterling Cooper Advertising as a junior account executive in 1947.

During his long and illustrious carrer, Sterling has come into contact with all the luminaries and would-be luminaries of the advertising world, and he has acquire quite a reputation among his colleagues for his quips, barbs and witticisms. A few “Sterling” examples:

Being with a client is like being in a marriage. Sometimes you get into it for the wrong reasons and eventually they hit you in the face

El libro es eso justamente: una colección de sus ocurrencias, todas – obviamente – extraídas de la popular serie.  Está dividido en secciones que tocan temas propios del personaje, algunos relacionados con la publicidad y otros con su forma de ver la vida, como por ejemplo sus reflexiones sobre la bebida o las mujeres.

Sterling es un personaje ácido, muy cínico y que automáticamente te cae bien por su particular forma de ver la vida y de entender la publicidad. Sus frases y su forma de tratar al resto de los personajes es de lo mejor que hay en la serie. Les copio algunos ejemplos de lo que puedes leer en el libro.

Cosas que decirle a los creativos:

I never get used to the fact that most of the time it looks like you’re doing nothing

If a was worried, I’d ask what you’ve got. But I’m not. So I’m just going to assume that you’ve got something, which means you should be worried.

Sobre Publicidad:

I don’t know if anyone ever told you that half the time this business comes down to: “I don’t like that guy”.

Don’t you love the chase? Sometimes it doesn’t work out. Those are the stakes. But when it does work out – it’s like having that first cigarette. Your head gets all dizzy, your heart pounds, your knees go weak. Remember that? Old business is just old business.

Es un libro fiel a la identidad publicitaria: ligero, divertido e inteligente. Algo como para leer sin pensar demasiado y, por qué no, soltar una carcajada. ¿No es eso, más o menos, lo que queremos de la buena publicidad?

¡Feliz viernes!