Pixar y la creatividad

Ed Catmull – Pixar

Hace ya un buen tiempo me tropecé con la fabulosa e inspiradora charla de Sir Ken Robinson sobre creatividad. Una de las muchas frases memorables que pronunció fue

If you are not prepared to be wrong, you´ll never come up with anything original.

Robinson hacía esa afirmación consciente de que los modelos educativos estigmatizan el error, castigan las equivocaciones. Ese temor al error se mantiene en el mundo profesional y castiga duramente el proceso creativo de una empresa, independientemente del ramo en el que ésta se desempeñe. En el caso de la publicidad, una industria cuyo producto principal son ideas y cuya materia prima por excelencia es talento humano, esta situación es peligrosa y amenazante. Hoy, manejando en las horribles colas caraqueñas, escuché en el podcast de Harvard Business Review, llamado Harvard Business IdeaCast, una entrevista a Ed Catmull, CEO de Pixar y Disney Animation Studios, reflexionando sobre creatividad. La entrevista toca muchísimos elementos de interés, pero en aras del tiempo (y también para invitarlos a que la escuchen directamente) me concentraré en uno, y es justamente en el punto en el que Catmull y Robinson coinciden.

Dice Ed Catmull en la entrevista:

The first thing to know is that we are supposed to be taking risks. We don’t think of risks management as trying to minimize risk: that’s actually the way to prevent creativity. Rather, we think in doing risky things, and then when they go in some unpredicted path to be able to respond to it.

Es imposible no estar de acuerdo con esa afirmación. Fue así que, movido por la curiosidad, me sumergí en el artículo que el mismo Catmull escribe en Harvard Business Review sobre Pixar y la creatividad. Dice alli:

If we aren’t always at least a little scared, we’re not doing our job. […] We as executives have to resist our natural tendency to avoid or minimize risks, which, of course, is much easier said than done. In the movie business and plenty of others, this instinct leads executives to choose to copy successes rather than try to create something brand-new. That’s why you see so many movies that are so much alike. It also explains why a lot of films aren’t very good. If you want to be original, you have to accept the uncertainty, even when it’s uncomfortable, and have the capability to recover when your organization takes a big risk and fails. What’s the key to being able to recover? Talented people!

Más adelante dice:

Our philosophy is: You get great creative people, you bet big on them, you give them enormous leeway and support, and you provide them with an environment in which they can get honest feedback from everyone.

Ya hemos hablado en este blog sobre el tema de la creatividad Venezolana y en varias oportunidades ha salido la idea de que ésta está frenada por el temor al fracaso, por la falta de valentía al momento de tomar decisiones. Mucho de lo que vemos en los medios hoy en día puede que sea el producto de eso que afirma Catmull, cuando dice que los ejecutivos (aquí es importante recalcar que me refiero a ejecutivos de anunciantes y agencias) se sienten tentados a copiar éxitos foráneos. Quizá sea así. Lo cierto del caso es que, tal como dijo Robinson, si no estamos preparados para el fracaso, si no podemos tolerar el temor y la incertidumbre que supone apostarle a una idea novedosa, jamás elevaremos el nivel de la publicidad Venezolana.

¿Qué mejor garantía que escuchar esto del presidente de una de las empresas más exitosas y creativas del planeta? ¿Qué piensan Uds.?.

6 Comments

  1. Endersays:

    Pues este pana debería venir a “evangelizar” las mentes del tercer mundo. Y sí, claro, todo es muy bonito, pero me recuerda a las palabras de un cliente en Bayer de Venezuela refiriéndose a la casa matriz: “Sí, los alemanes nos piden que resolvamos acá el rollo que tenemos con Aspirina. Decirlo es muy fácil pero quiero verlos acá resolviendo todos los problemas que tenemos”.

    Siempre hemos estamos preparados para el fracaso, es por eso que nuestros clientes apuestan a “caballo ganador”. O al menos, la visión retorcida que ellos tienen de lo que es exitoso.

    ¿Tomar riesgos? Nadie lo hace, especialmente en un país donde no hay presupuesto ni para una foto.

    p.d.: En lo personal, la única peli arriesgada de Pixar es Wall-e.

  2. ramirocasosays:

    Ender, gracias por la visita!
    No sé si estamos preparados para el fracaso siempre. A mi me parece que hay una especie de conformismo que lleva a la idea de “si así ha servido, para qué cambiarlo”.
    Tampoco creo que tomar riesgos sea un tema estrictamente ligado al presupuesto. Se pueden tener ideas novedosas y audaces producidas con dos bolívares. El ejemplo del Festival de Cine Independiente de Buenos Aires es elocuente (aunque claro, es un cliente que quiere hacer cosas así siempre).
    Lo claro del asunto es que pocos se animan a dar el primer paso. Banesco lo hizo hace tiempo y, luego de comprobado el éxito, toda la banca lo ha venido siguiendo.
    El punto es intentar ir más allá, aún a consciencia de que se puede meter la pata. Eso, al menos en el terreno publicitario, todavía no ocurre con la frecuencia debida.
    Sobre la PD, creo que tienes algo de razón. Sin embargo, a la luz de Disney, que usó siempre historias escritas y ya conocidas por otros (Hermanos Grimm, por ejemplo), esta gente al menos se ha animado a crear su propias historias. Eso, aunque no parezca, es arriesgado. ¿No crees?
    Gracias otra vez mi pana, siga viniendo y siga comentando.

  3. vickersays:

    Porque debemos pensar que para hacer “grandes cosas” se debe contar con grandes presupuestos? He alli el lado gris de todo esto! Que lo digan no solo los argentinos sino estos venezolanos que publicitariamente cultivan ideas solidas permeables, que venden, que se quedan en el coco! pero que por no tener infraestructura económica y/o social (por que sabemos que es así) no pueden llegar al top of mind de los clientes!
    Slds Bro…

  4. ramirocasosays:

    Vicker, gracias por leer y comentar mi pana!! En efecto, muchas ideas geniales quedan siempre en el tintero por temor o por creer que se necesita siempre mucho dinero.
    El reto de la creatividad venezolana es, justamente, romper esos paradigmas y hacer de producciones sencillas campañas fabulosas.
    Yo siempre insisto en que las ideas geniales son siempre baratas de producir, como en el cine independiente. Cuando tu idea no es buena, muchas veces necesitas de dinero y producción para hacerla sobresalir.
    Gracias nuevamente mi pana, espero sigas leyendo y comentando.

  5. Roberto Csays:

    No solamente Ed Catmull, si nos vamos a la historia de Estados Unidos, sobretodo de la historia del Film entendemos que la visión en otros paises pasa a ser más que un intento de mercadotecnía, realmente se pone en marcha todo una maquinaria productiva en función de una idea, pasa de ser un producto a ser una obra.

    Ciertamente no creo que el problema sea la falta de ideas, sino que en el entorno publicitario venezolano es dificil encontrar un grupo de personas armonizadas bajo un mismo parámetro, es decir, los objetivos que desea el ejecutivo es diferente al creativo, lo que lleva a que las ideas no germinen de la mejor manera.

    Quizás también haga falta un mayor desarrollo de proyectos experimentales que permitan hacer crecer la confianza en que la diferencia a veces produce buenos resultados…

    Saludos….

  6. ramirocasosays:

    Roberto, gracias por comentar.
    Quizá sea así como lo dices, falta coherencia y apuesta en conjunto para que nazca la idea. En el último festival creativo organizado por Fevap, el presidente de FCB Argentina (cuyo nombre se me escapa ahora) decía que todo el mundo debía estar comprometido con la creatividad, no sólo los creativos. Es así sin duda.
    Catmull dice en el podcast y en la entrevista que el resultado final (película, comercial, lo que sea) es más que una idea, es un conjunto de ideas articuladas. De modo que todos los involucrados aportan a la “idea”. Eso también es importante entenderlo y está totalmente en línea con lo que comentas.
    ¡Gracias por la visita y el comentario!

Deja un comentario